GR11 Día 1 y 2: Sallent Gállego – Respomuso – Oulletes de Gaubé

 Día 1

2 de Julio de 2013. Tras un intento fallido de hacer la transpirenaica sin mapas y sin los conocimientos necesarios, regreso al mismo punto donde abandoné hace exactamente un año. Ni un día más ni un día menos. He llegado a Huesca en dos buses, y espero uno más que me dejará en Sallent de Gállego, centro de todos los meollos.

IMG_4948

La versión 2.0 de mí mismo tiene mapas de sobra, más experiencia y el pelo más largo. Ha visualizado el recorrido con pasión y tiene como objetivo mínimo llegar a Andorra.

Viajando desde las 7 de la mañana en autobús he cargado con el entusiasmo del que comienza, y lo he condimentado con una pizca de respeto, casi miedo. Llego a las 18.20 de la tarde a Sallent. Debo desmelenarme para ascender los más de mil metros de desnivel antes de que anochezca.IMG_4949Mi salida es fulgurante. El peso de la mochila del primer día siempre parece el doble, eso no me amilana. Camino a buen ritmo, soy conocedor de mis fuerzas y de mis necesidades, y me noto menos primerizo. Me llama la atención el tremendo caudal de agua que me toca cruzar por efecto del deshielo de primeros de Julio.IMG_4951En dos horas estoy enfrente del punto donde abandoné la travesía hace un año. Me hace cosquillas continuar aquello que dejé pendiente. IMGP9121A las tres horas y media el maravilloso circo de Piedrafita me espera aún con luz del día. Al fondo reconozco la piramide del Tebarray, del Llana Cantal, y se intuye la marmolera de los Infiernos. Ahora puedo decir que ya he llegado.IMGP9123En el refugio de Respomuso me dicen que es muy tarde para servir cenas. Dormir en tienda no está permitido en las proximidades, y me sugieren que avance hasta pasada la presa. La estampa es preciosa, aunque la presencia de nieve en cota de 2000 metros me escama.IMGP9127Encuentro una pequeña superficie de hierba sobre la que pondré mi tienda. Llego por los pelos. Es de noche y tengo que montarla con el frontal. Antes de dormir hago balance del impacto de amanecer en Madrid y pernoctar en tan noble lugar. Estudio mentalmente lo que me queda por delante, fuera de la tienda, a la luz de las estrellas.

Día 2

Una muestra del maravilloso emplazamiento donde puse mi casita.

imgp9128.jpgIMGP9130Mi plan consiste en avanzar por la HRP dos jornadas, y retomar la GR11 en Pineta. Quiero conocer la parte Norte del macizo del Monte Perdido y esta me parece una buena oportunidad. Para ello, hoy debo llegar en cuatro horas al Refugio de Wallon por el cuello de la Gran Facha. FullSizeRender (3)

Lo que me encuentro es un terreno virgen que, como sospechaba, está rebosante de nieve desde el comienzo de la subida. Hay varios puntos conflictivos, incluyendo riachuelos que se adivinan bajo los pies, y tramos con hielo de primeras horas de la mañana. Lo salvo con mucho cuidado y algo de miedo, y llego al collado sin haberme atrevido si quiera a sacar la cámara. Desde allí se distingue el todopoderoso Vignemale por la derecha, y un valle de nuevo completamente nevado. Empiezan las dudas.IMG_4959

Desciendo con el debido respeto y alcanzo tras cinco horas el Refugio de Wallon. Disfruto de un merecido descanso en su terraza privilegiada, me como unas nueces y medito la estrategia a seguir. IMGP9131Captura de pantalla 2017-05-27 a las 10.16.22La HRP obliga a remontar un valle hasta 2500 metros con nieve hasta las trancas. Sin embargo, en una decisión inédita hasta la fecha, decido dar un rodeo de postín por Pont D’Espagne, descender hasta los 1500 metros por bosque y recuperar la altura después. Es más distancia y más paliza, pero también es más seguro. Algo hemos aprendido.

IMG_4962

IMGP9132

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Desciendo por el boscoso valle de Marcadeu, y tras ocho kilómetros alcanzo el puente de Pont d’Espagne. Se trata de un lugar donde confluyen dos arroyos y tres valles, por lo que se pueden contemplar decenas de cascadas caudalosas. También forma parte de la estación de esquí de Cauterets, y presume de atractivo turístico.IMGP9135Comienzo el ascenso hacia el lago Gaubé. El día se me está haciendo largo. Llevo ocho horas caminando y se nota. Hay un restaurante a pie del lago. De buena gana me hubiera comido unos huevos fritos en este sitio.

Al parecer, la gente se ahorra la paliza de la subida, y prefiere llegar en el teleférico de la estación. Allá ellos.IMGP9138IMGP9139Y por fin emerge el coloso Vignemale por el horizonte. Nunca me acostumbraré a la estampa. Toparse con esta montaña será impactante siempre.IMGP9140

Llego in extremis, de nuevo aprovechando al máximo las horas de luz diurna. Me gusta que los planes salgan bien. Monto la tienda con celeridad. Hace un frío que pela. Pese a ello, he de zambullirme de cuerpo para abajo en agua de glaciar. Lo haré todos los días para combatir el desgaste de rodillas y articulaciones.IMG_4974El emplazamiento es bestial. Voy al refugio para que me alimenten. IMG_4972Comparto mesa con otros cinco montañeros, cada uno con sus motivaciones y objetivos. La cena que me ponen es excesiva. Mi manera de engullir, obscena. Mi gula, aceptable.

Ha sido un gran día. A dormir.IMG_4977

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s